sábado, 7 de enero de 2012

LA VERDAD ACABA POR IMPONESE


Por Manuel E. Yepe             

Pese a que la supuesta ocurrencia de los hechos tuvo lugar en otro continente, la agencia Europa Press consideró relevante la noticia de que “durante el pasado mes de noviembre, la ilegal pero tolerada Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional (CCDHRN) registró 257 detenciones de opositores al gobierno de Raúl Castro y prevé una mayor represión en las últimas semanas del año, a propósito de las celebraciones por el día de los Derechos Humanos”.

“El número de detenidos en noviembre –decía la CCDHRN según Europa Press- continúa siendo una muestra de la pésima situación de derechos civiles y políticos prevaleciente en Cuba”.

Sin remitirse a alguna fuente más creíble que la Comisión citada -sobradamente conocida como vehículo suministrador de las falsedades sobre Cuba que circulan por todo el mundo con fondos de filiales de la USAID, la NED y otras entidades que son fachadas de la Agencia Central de Inteligencia estadounidense (CIA) - Europa Press se hace eco de la aseveración de la CCDHRN en el sentido de que “los hermanos Castro han convertido a Cuba en una especie de isla-prisión como consecuencia de la violación sistemática de todos los derechos civiles y políticos, así como económicos y culturales de la inmensa mayoría de la población". 

Lo anterior mueve a risa si se compara la supuesta situación narrada con la que en ese mismo período prevalecía en Europa y Estados Unidos en materia de arrestos de disidentes y violaciones de los derechos humanos de éstos.

Por esos mismos días, prácticamente en todas las grandes ciudades de Europa y Norteamérica, solo los detenidos por participar en pacíficas marchas de indignados o en acampadas del Movimiento Ocupar Wall Street, multiplicaron por varios miles el número de los opositores supuestamente detenidos en Cuba.

Es significativo que, mientras abundan los testimonios gráficos de la protestas y los abusos represivos policiales en las calles y plazas de Europa y América del Norte, jamás se ha presentado un caso de brutalidad represiva policial en Cuba porque, sencillamente, en la isla no existe ese tipo de enfrentamiento entre la población y la autoridades del orden desde hace poco más de medio siglo, cuando llegó al poder una revolución popular.

En Cuba no existe policía antimotines, ni uso de chorros de agua contra manifestantes u otros métodos violentos de control policial contra la población que ya no constituyen noticias en Europa ni en Estados Unidos.

Tampoco en Cuba se han dado en todo el medio siglo último casos de tortura de prisioneros o de “desaparecidos”, ni se llevan a cabo ejecuciones extrajudiciales, tan frecuentes en otras tierras.

La propaganda contra la revolución cubana se refiere a Cuba como “la isla-prisión” cuando los datos aportados por la mismísima Agencia Central de Inteligencia estadounidense, en la más reciente edición de su CIA World Factbook, demuestran la falsedad de tal afirmación al acreditar que Estados Unidos encabeza la lista de los países con más personas encarceladas. La superpotencia es el primero entre 164 países incluidos en el listado, con 715 prisioneros por cada cien mil habitantes, en tanto que la población penal de Cuba no llega a un prisionero por 100 000 habitantes y ocupa uno de los últimos lugares en esa relación (161) siendo además el país con un menor número de encarcelados per cápita en el hemisferio occidental.

La población penal de Cuba es proporcionalmente tan exigua que la reciente excarcelación por amnistía concedida a unos dos mil prisioneros por el Presidente Raúl Castro para nada afectó el lugar que ocupa la Isla en esa relación. *

La manipulación a que sistemáticamente es sometida la realidad de Cuba por la dictadura mediática mundial que ejerce Estados Unidos es puesta en evidencia más temprano o más tarde con  estadísticas tan testaduras como esta.

Pero no sería extraño que alguien en el Congreso de Estados Unidos saliera a acusar a la CIA de falsear datos “para  legitimar a la deplorable tiranía cubana y evitar así la inminente derrota de la revolución castrista”.

La Habana, 06 de Enero de 2012


No hay comentarios:

Publicar un comentario