miércoles, 6 de junio de 2012

EL SALVADOR: CSJ ordena nueva elección de magistrados

Sala de lo Constitucional resolvió que son ilegales las elecciones de 10 magistrados propietarios y 10 suplentes de la CSJ hechas en 2006 y 2012. También determinó que fue inconstitucional el traslado del presidente de la Corte y de la sala, Belarmino Jaime.

LPG - Escrito por Jessica Ávalos/Fernando Romero/Amadeo Cabrera
Miércoles, 06 junio 2012 00:00


La Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) resolvió ayer que son inconstitucionales las elecciones de magistrados de la Corte que la Asamblea Legislativa hizo en 2006 y en 2012.
Los magistrados notificaron su decisión a las 8:05 de la noche.
La sala declaró que fue ilegal la elección que los diputados hicieron el 24 de abril de 2012 porque “una misma legislatura no está habilitada para elegir en más de una ocasión a magistrados de la CSJ”. La legislatura 2009-2012, que finalizó su período el 30 de abril, ya había escogido a cinco magistrados de la CSJ en 2009.
“Si una misma composición de la Asamblea designa magistrados de la CSJ al inicio y al final del período legislativo de tres años que le corresponde, implicaría que una legislatura se vea impedida de realizar sus competencias relacionadas con las elecciones de segundo grado”, concluyeron los magistrados de lo Constitucional.
La CSJ anuló, por tanto, la elección de Ovidio Bonilla, Elsy Dueñas, Doris Luz Rivas, Salomón Padilla y José Roberto Argueta Manzano como magistrados propietarios de la CSJ. Y también invalidó a los cinco magistrados suplentes designados por la Asamblea.
Los constitucionalistas le ordenan a la Asamblea Legislativa que realice una nueva elección y que seleccione a los nuevos magistrados del listado de candidatos que elaboró el Consejo Nacional de la Judicatura (CNJ). 
Los magistrados de lo Constitucional también resolvieron que fue ilegal la remoción del magistrado Belarmino Jaime de la Sala de lo Constitucional hacia otra sala de la CSJ. Ese movimiento, concluyeron, constituye una violación “a la garantía de inamovilidad judicial”, ya que, según la Constitución, los integrantes de la Sala de lo Constitucional son electos para nueve años. 
“El traslado del magistrado Jaime a cualquiera de las otras salas de la CSJ constituye una intromisión constitucional en la conformación subjetiva del tribunal encargado de defender la Constitución en El Salvador”, reza la sentencia.
Para fundamentar esa decisión, los magistrados hicieron referencia a un decreto legislativo de 2006 que estableció que el expresidente de la CSJ y de la Sala de lo Constitucional Eduardo Tenorio continuaría como magistrado de lo Constitucional una vez terminado su período como presidente de la sala.
Los constitucionalistas también le recuerdan a la Asamblea que tiene la obligación de documentar que todos los funcionarios que eligen cumplen con los requisitos que exige la Constitución, competencia y honorabilidad notoria. La elección, dice la sala, “no debe estar sujeta a repartos de cuotas partidarias”. 
La sala también resolvió que fue inconstitucional la elección de magistrados realizada por la Asamblea a finales de abril de 2006, cuando fueron electos los magistrados Mario Valdivieso, Miguel Trejo, Rosa María Fortín, Lolly Claros, Roxana Núñez y cinco magistrados suplentes.
La sala dispuso, sin embargo, que estos magistrados podrán continuar en sus cargos hasta que la Asamblea haga una nueva elección para sustituirlos.
La sala también estableció que para repetir esa elección, la Asamblea debe usar la lista de candidatos que el CNJ envió en 2006.
“En consecuencia, los magistrados elegidos para el período 2006-2015, continuarán fungiendo como tales hasta que el Legislativo haga una nueva elección acorde a la Constitución, dentro de un plazo razonable, garantizando en todo caso el normal funcionamiento de la CSJ y del Órgano Judicial en su conjunto”, resolvió la sala.
Los magistrados aclararon que su decisión no afectará las decisiones o fallos emitidos por estos magistrados durante el período en que desempeñaron sus cargos.
La inconstitucionalidad de 2012 fue firmada por los magistrados Florentín Meléndez, Sidney Blanco, Celina Escolán y Sonia Barillas de Segovia. Esta última, según un comunicado de la CSJ, anunció que se abstendrá de participar en la nueva elección pese a que aparecía en la lista de candidatos propuesta por el CNJ.
El fallo sobre la elección de 2006 fue suscrito por los magistrados Belarmino Jaime, Florentín Meléndez, Sidney Blanco, Rodolfo González y Celina Escolán.
La sala, en la resolución, le recuerda a la Asamblea Legislativa que no puede estar exenta de supervisión constitucional. “Interpretar lo contrario significaría que la Asamblea es un suprapoder”, se lee en la sentencia.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario