jueves, 13 de noviembre de 2014

Privados "fortalecen" la imagen Cuba

Por Francisco Forteza

LA HABANA 12 (ANSA) - Los negocios privados se expanden por la industria turística cubana administrada por el Estado, y "fortalecen la imagen de Cuba", según una tour-operadora estatal, que ya firmó más de un centenar de contratos con estos.

    La sucursal en La Habana de Cubanacán, una de las más importante agencias de viaje en Cuba, divulgó que firmó contratos en la capital y dos provincias colindantes, Artemisa y Mayabeque, con 27 restaurantes privados, 33 negocios dedicados al alquiler de autos antiguos, 32 taxis y 13 casas de hospedaje, tras la autorización oficial para establecer esos vínculos.

   El gobierno del presidente Raúl Castro, que aplica cambios principalmente económicos desde 2008, autorizó desde octubre del año pasado a la industria turística estatal a la contratación de negocios privados en las esferas de alojamiento, excursiones y otras actividades con privados. En general, en todo el país en mayo último operaban más de dos mil restaurantes privados y siete mil 250 habitaciones instaladas en casas de familias, aunque no hay cifras disponibles sobre cuántos de esos negocios ya establecieron relaciones contractuales directas con la industria turística, tras la autorización.

    Las transformaciones oficiales posibilitaron el aumento a cerca de medio millón de los "cuentapropistas", con negocios en 201 esferas de servicio. También se han fundado alrededor de 500 cooperativas urbanas, la mayoría restaurantes y cafeterías, con accionistas que fueron antiguos empleados de los mismos negocios cuando eran estatales.

    Oscar Mederos, director general de la sucursal de Cubanacán en esta capital, dijo a Cuba Sí, una página web de criterio oficial, que "el más preciado logro" de los contratistas privados ha sido "el rescate de la verdadera cubanía".

    Elogió los platos típicos, los autos antiguos como "implementos originales" y el decorado artesanal de los negocios que hacen del "sector particular" un "producto novedoso", afirmó. Antes de los cambios, que se iniciaron hace más de cinco años, los pocos privados que operaban en Cuba lo hacían bajo fuertes restricciones oficiales y nunca eran elogiados públicamente.

    Mederos narró que desde un primer encuentro con los contratistas seleccionados por Cubanacán "comenzó una alianza donde buscábamos cada parte el complemento para diseñar un producto turístico donde participaban las instalaciones estatales, las privadas y la agencia intermediando, pues conoce bien qué quiere el cliente con el que trabaja".

    Cubanacán publica actualmente un catálogo promocional bajo el título de Habana 262, que incluye a restaurantes privados de la Habana y viajes en auto antiguo o en taxi cuyos dueños firmaron contratos con la firma estatal.

    Anunció, además, que desde este mes en curso, anunció la posibilidad de hacer reservas en esos restaurantes privados junto a los estatales.

    Asimismo, puso en marcha la oferta "entre amigos", un sistema que posibilita que personas desde el extranjero paguen una cena o almuerzo a amigos en Cuba.

BY2-ADG/MRZ
12/11/2014 18:58


No hay comentarios:

Publicar un comentario