domingo, 31 de julio de 2016

Francia aboga por pacto con el Islam para combatir radicalización

Foto Internet

París, 31 julio (PL) El primer ministro Manuel Valls abogó hoy por la construcción de un pacto con el Islam de Francia dirigido a unir fuerzas para combatir el fenómeno de la radicalización, que constituye el origen de los actos terroristas.

En entrevista con el semanario Journal de Dimanche, Valls estimó que "el Islam ha encontrado su lugar dentro de la República", pero ante el aumento del extremismo tenemos la urgencia de "construir un verdadero pacto".

Las declaraciones del jefe de Gobierno llegan en un momento de tensión en el país a raíz de dos atentados ocurridos este mes, los cuales fueron cometidos por personas relacionadas con ideologías radicales, principalmente del autodenominado Estado Islámico (EI).

En referencia a la radicalización, comentó que "esa mecánica infernal empuja a los individuos, a veces muy jóvenes -hombres mujeres, musulmanes o convertidos recientemente- a tomar las armas y a virarlas en contra de sus países".

De acuerdo con el primer ministro, es necesario ayudar al Islam a liberarse de todo eso que lo afecta desde el interior, y para ello el rechazo no es el camino.

"Ese rechazo insoportable del Islam y de los musulmanes, esos actos, tanto como los actos antisemitas, anticristianos, deben ser combatidos -y lo son- con la mayor fuerza", opinó.

Valls afirmó que Francia debe mostrarle al mundo que el Islam es compatible con la democracia.

Las autoridades galas muestran preocupación hace meses por el creciente nivel de radicalización en una parte de la población, principalmente los más jóvenes, fenómeno que se evidencia en el aumento de los viajes al Medio Oriente para unirse a grupos terroristas como el EI.

Sin embargo, los analistas llaman la atención sobre las condiciones socio-económicas que propician esa radicalización, pues en Francia y Europa existe un amplio grupo de muchachos marginados socialmente, sin vinculación al estudio o al trabajo, en muchos casos descendientes de migrantes que han encontrado serias barreras para integrarse culturalmente.

Estos jóvenes constituyen blanco fácil para quienes se dedican al reclutamiento y la promoción de ideologías radicales, un proceso que tiene como resultado el aumento de los viajes al Medio Oriente o los actos terroristas registrados en esta nación y el continente.

rc/lmg


No hay comentarios:

Publicar un comentario