sábado, 17 de septiembre de 2016

EU.- ELECCIONES.- DEBATE PRESIDENCIAL RESTRINGIDO

Por Dr. Néstor García Iturbe

“La sensación de cumplir con el más sagrado de los deberes, luchar contra el imperialismo dondequiera que esté”
Che

Todos conocemos que el señor Obama, en distintas oportunidades ha hablado de las “elecciones libres”, como  un objetivo que Cuba debía alcanzar para poder considerarla dentro de los países verdaderamente democráticos.

Cuando se habla de elecciones libres, se le otorga dicha denominación a un proceso electoral donde todas las personas tiene igual derecho a elegir y ser elegidos.  En el momento en que  ese derecho no se pueda ejercer por todos los ciudadanos, la libertad se acaba y se realizan unas elecciones donde las restricciones determinan la participación en las mismas. Ese es el caso de Estados Unidos.

Entre otras restricciones existentes, la Comisión para el Debate Presidencial, en Estados Unidos, acaba de excluir de dicha actividad a los candidatos a la presidencia Gary Johnson, del Partido Libertario y Jill Stein del Partido Verde.

Al parecer, la presencia y manifestaciones de estos candidatos representaría un serio problema para Hillary Clinton y Donald Trump, pues Johnson y Stein llevarían al evento toda una serie de ideas, reclamos y necesidades de la población estadounidense, sobre las cuales los otros candidatos no están dispuestos a debatir, ni tan siquiera a dar su opinión sobre las mismas.

La Comisión para el Debate Presidencia es una organización privada, creada hace 30 años por los partidos Demócrata y Republicano, con el propósito de controlar este evento, el único que se difunde por televisión a todo el país, con el objetivo de que sean únicamente los aspirantes de dichos partidos los que tengan acceso al mismo. En resumen, una entidad privada que se otorga el derecho a determinar quienes participan, pasando por encima del verdadero espíritu de lo que deben ser unas elecciones libres.

La decisión tomada por la comisión no refleja el sentir popular, pues una encuesta realizada recientemente por la firma Morning Consult Poll dio como resultado que el 52 por ciento de los votantes deseaban que Johnson estuviera presente en el debate  y el 47 por ciento  reclamaba la presencia de Stein.

El debate del día 26 de septiembre, que se llevará a cabo en la Universidad Hofstra, en la ciudad de Nueva York, es parte del espectáculo montado para dar la impresión  de que se realizarán unas “elecciones libres”, los  únicos candidatos que estarán presentes mostraran sus habilidades para mantener el sistema establecido y continuarán haciendo promesas que nunca se cumplen.

 El sentir y los intereses de la mayoría del pueblo estadounidense se mantendrán ausentes, como ausentes estarán cerca del 50 por ciento de los votantes el día de las elecciones, pues estos saben a ciencia cierta que sus problemas no se resolverán y cada día tendrán un futuro peor. Para eso, no vale la pena molestarse en ir a  votar.

La Habana, 17 de septiembre del 2016

GRUPO EL HERALDO  sarahnes@cubarte.cult.cu


No hay comentarios:

Publicar un comentario