viernes, 23 de diciembre de 2016

Israel desafía a EE.UU. y la ONU tras condena a sus asentamientos

La ONU condena los asentamientos israelíes gracias a la abstención de EE UU. Foto Diario de Navarra.

Naciones Unidas, 23 dic (PL) Israel reaccionó hoy con dureza y desafió a Estados Unidos y la ONU tras la adopción de la resolución 2334 del Consejo de Seguridad, que exige el fin de la construcción de asentamientos judíos en los territorios palestinos ocupados.

'Ni el Consejo de Seguridad ni la Unesco podrán romper los vínculos entre el pueblo de Israel y la tierra de Israel', afirmó el embajador Danny Danon en sus declaraciones, después de la aprobación del texto, en buena medida posible por la decisión de Estados Unidos de no vetarlo, en una postura inédita en casi ocho años.

Danon criticó la abstención de Washington en el Consejo, la cual dejó el camino despejado para que la iniciativa presentada por Venezuela, Malasia, Senegal y Nueva Zelanda recibiera el apoyo de los otros integrantes del órgano de 15 miembros.

'Esperábamos que el principal aliado de Israel actuara en sintonía con los valores que compartimos y que vetara esta desafortunada resolución', dijo.

El diplomático aseguró que su país tiene plena confianza en la nueva administración en la Casa Blanca, encabezada por Donald Trump, quien asumirá la presidencia el 20 de enero.

Asimismo mencionó las expectativas de Tel Aviv de que el próximo secretario general de la ONU, el portugués António Guterres, quedará al frente de la organización el 1 de enero, 'abra una nueva era de relaciones entre Israel y Naciones Unidas'.

Ayer estaba prevista la votación del proyecto presentado inicialmente por Egipto, que optó por retirarlo tras las presiones de Israel y sobre todo de Trump, quien en una conversación telefónica convenció al presidente egipcio, Abdel-Fattah El-Sisi, de retirarlo.

Sin embargo, Venezuela, Senegal, Malasia y Nueva Zelanda decidieron introducir por su cuenta la iniciativa de condena a la colonización de Cisjordania, texto que ratifica que esa práctica israelí es ilegal, viola el Derecho Internacional y representa el principal obstáculo para la solución de los dos Estados.

oda/wmr


No hay comentarios:

Publicar un comentario