miércoles, 18 de enero de 2017

Cuba en el camino de los ciclones

Max Lesnik 

Radio Miami -  17 enero, 2017 

Dicen que cuando Dios  hizo el mundo y le tocó el momento  de darle vida a una isla en el mar Caribe que se llamaría  Cuba tomó un caimán por  la cola y lo plantó en medio del mar precisamente en el lugar exacto que antes él mismo  había  señalado como   paso  de  los  ciclones.

Cuentan que fue Adán el que le preguntó intrigado  a Dios  por qué   una isla tan paradisiaca  de nobles  pobladores-  se refería a sus  aborígenes Tainos y Siboneyes-    la  había  colocado en lugar tan  peligroso, paso  de ciclones  y  tormentas   borrascosas que harían  del  lugar una zona  de permanente  peligro para la vida  de sus   pacíficos moradores.

Dios  con su sabiduría  infinita le contestó a Adán diciendo: “Precisamente  porque les  he  dotado de todo lo necesario para  una vida  feliz, tomé  la  decisión-  a manera de contrapeso- de colocar a Cuba  en el mismo  paso de los  ciclones para que sus  pobladores  no  se acomoden a la  vida  fácil y tengan que  enfrentar por  siempre  el  peligro de las tormentas  y los huracanes. Así aprenderán  a luchar  por  su supervivencia.

Así ha sido  por  los  siglos  de los siglos  y  Cuba  sigue  ahí, flotando en el encrespado Mar Caribe a 90 millas  del “Coloso del Norte”, como si la  isla  fuera de corcho.

Se anuncia  para este viernes  20  de enero  el arribo a la  Casa Blanca   de un ciclón llamado “ Trump” que amenaza  con  poner  al  mundo de patas para arriba, echando atrás todo lo andado por  sus predecesores en la presidencia  de  Estados Unidos.

 Pero no hay que preocuparse  mucho  por  el  ciclón “Trump”, porque Dios  fue  muy sabio cuando colocó a la isla de Tainos y  Siboneyes  en el paso de las  tormentas. Ya  los  cubanos  están acostumbrados  a los  ciclones y uno más, por  poderoso que sea, no va a cambiar  el destino  de Cuba.


No hay comentarios:

Publicar un comentario