lunes, 5 de junio de 2017

EU.- CAMBIO CLIMATICO.- TRUMP EXPLICA LAS RAZONES PARA ABANDONAR EL ACUERDO DE PARIS

Por  Dr. Néstor García Iturbe

Se ha estado publicando en nuestra prensa y en algunos órganos de la  prensa internacional un análisis sobre la decisión de Donald Trump de abandonar el Acuerdo de Paris sobre Cambio Climático.

Como todo lo que  he podido leer y conocer  en Cuba, ha sido un resumen de lo  dicho por aquellos órganos de la prensa extranjera que desean demostrar lo equivocado de esta decisión, formando parte de la campaña mediática que se  realiza contra Trump, he querido darle la oportunidad a Trump de que nos explique  las razones por las cuales salió de dicho acuerdo y que nuestros lectores, con los criterios a favor y los criterios en contra, puedan tener una visión más clara de lo correcto o incorrecto de la medida tomada.

Dicen que siempre es bueno escuchar las dos partes para llegar a un criterio objetivo, lo cual indica la profesionalidad del que emite el criterio.

Veamos ahora algunos puntos de lo planteado por el presidente Trump al hacer unas declaraciones sobre él porque tomó la decisión de retirarse del actual acuerdo de Paris.

Cómo podrán observar, en su discurso, plantea la disposición de iniciar conversaciones, sobre un acuerdo climático, que según su criterio sea satisfactorio para los intereses de Estados Unidos. Mantiene el interés en un nuevo acuerdo sobre el mismo asunto no cierra las puertas, como algunos tratan de mostrar.

Veamos lo dicho por Trump:

En estas cuestiones y muchas más, llevamos a cabo  nuestros compromisos. Y no quiero que nada se interponga en nuestro camino. Lucho cada día por el gran pueblo  de este país.  Por lo tanto, a fin de realizar mi deber solemne de proteger América (Estados Unidos) y sus ciudadanos, Estados Unidos se retira del Acuerdo  Climático de Paris, pero comenzará negociaciones para entrar de nuevo en el Acuerdo  de Paris,  o en una realmente completamente nueva transacción, en términos que sean justos para Estados Unidos, sus negocios, sus trabajadores, su gente, sus contribuyentes. Por tanto, salimos, pero comenzaremos a negociar, y veremos si podemos llegar a un acuerdo que sea justo. Y si podemos, muy bien. Y si no podemos, también.

Como el presidente, no puedo poner ninguna otra consideración antes del bienestar de los  ciudadanos estadounidenses. El Acuerdo Climático de  Paris es simplemente el último ejemplo de  cómo Washington firma un acuerdo que perjudica Estados Unidos a costa de dar ventajas exclusivas a otros países, abandonando a  los trabajadores  estadounidenses- a quiénes amo - y para que los contribuyentes absorban  el costo en términos de empleos perdidos, salarios inferiores, fábricas con la puerta cerrada y  disminuir inmensamente la producción económica de nuestro país.

Así, desde hoy, Estados Unidos cesarán toda la realización de actividades expresadas en el Acuerdo Parisiense no obligatorias y no cumplirá con las cargas financieras y económicas draconianas que el acuerdo impone a nuestro país. Esto incluye el final de la realización de la contribución a escala nacional, decidida y muy importante, el Fondo del Clima Verde, que cuesta a Estados Unidos una fortuna enorme.

En conformidad con los términos del Acuerdo de Paris y las onerosas restricciones de  energía que se colocaba a  Estados Unidos, podría costar a la nación hasta 2.7 millones de empleos perdidos hasta el  2025, según  la National Economic Research Associates. Esto incluía 440,000 empleos industriales menos, no lo que necesitamos . Crean que mí, eso no es lo que necesitamos – incluyendo  empleos en la industria automovilística y el desmantelamiento adicional de industrias estadounidenses  vitales,  en  las cuales innumerables  comunidades dependen. Confían para tanto, y les daríamos tan poco.

Según este mismo estudio, hacia el año 2040, de acuerdo con los compromisos aceptados en  el acuerdo por la administración anterior, disminuiría  la producción para los sectores siguientes: papel, una disminución  del 12 por ciento; cemento, que se rebajaría en el 23 por ciento; hierro y acero, que tendrían una disminución  del 38 por ciento; carbón - y resulta que  amo a los mineros de carbón – que bajaría en el 86 por ciento; gas natural una disminución  del 31 por ciento. El costo para la economía debido a estas rebajas, estaría cerca de $3 billones en el PIB y 6.5 millones de empleos industriales perdidos, mientras las familias tendrían como promedio 7,000 dólares  menos  de  ingresos y en muchos casos, mucho peor que esto.

No solamente este acuerdo implica un serio sacrificio y restricciones económicas  para nuestros ciudadanos , sino que además no puede cumplir con nuestros ideales ambientales.  Como alguien que se preocupa profundamente por el ambiente, que hago, no puedo tener en mi conciencia el haber apoyado un acuerdo que castiga a Estados Unidos  ¿Qué es lo que debo hacer - el líder mundial en la protección del medio ambiente, mientras  no se  imponen obligaciones significativas  al resto de los grandes contaminadores del mundo.

Por ejemplo, según el acuerdo, China  podría  aumentar estas emisiones por un número asombroso de años - 13.  Pueden hacer lo que quieran durante 13 años. No nosotros, la  India materializa su  participación con  la recepción de billones , billones y billones de dólares como ayuda externa de países desarrollados. Hay muchos otros ejemplos. Pero el punto fundamental es que el Acuerdo de Paris es muy injusto, al nivel superior, con  Estados Unidos.

Más adelante, mientras que el acuerdo actual bloquea con eficacia el desarrollo del carbón limpio en América – lo cual hace, las minas comienzan a abrirse. Tenemos una apertura grande en dos semanas. Pensilvania, Ohio, Virginia Occidental y en tantos otros sitios. Una apertura grande de minas nuevas algo que no se había escuchado por  muchos, muchos años, que no había pasado. Me preguntaron si iría. Contesté que lo voy a intentar.

A China le será permitido construir cientos de plantas eléctricas adicionales de carbón. Por lo tanto, según el acuerdo, nosotros no podemos construir las plantas que funcionen con carbón, pero ellos si  pueden. A la India le será permitida doblar su producción de carbón hasta el 2020. Piensen en ello, India puede doblar su producción de plantas que funcionan con carbón. Mientras que se supone  nosotros cerraremos las nuestras. Incluso a Europa le está permitido seguir la construcción de plantas de carbón.

En resumen, el acuerdo no elimina el empleo del carbón, sólo transfiere aquellos empleos que se realizan en  Estados Unidos, y los transfiere  a  otros países .

Este acuerdo es menos sobre el clima y más sobre una ventaja financiera que otros países ganan sobre  Estados Unidos. El resto del mundo aplaudió cuando firmamos el Acuerdo de Paris – la alegría los sacó de sus casillas; eran tan felices - por los motivos simples de que pusieron nuestro país, Estados Unidos de América, que tanto amamos, en una desventaja económica muy significativa. Un cínico diría que la razón obvia de la  competencia económica y su deseo de vernos permanecer en el acuerdo consiste en que sigamos sufriendo esta principal herida económica, auto infringida. Sería para nosotros muy difícil así, poder competir  con fuerza   contra  otros países del mundo.

Hasta aquí parte de lo dicho por Trump en una actividad que se desarrolló en la Casa Blanca, donde explicó la posición asumida en relación con el Acuerdo de París.

El día 1 de junio, Trump habló por teléfono con la canciller Angela Merkel de Alemania, el presidente Emmanuel Macron de Francia, el primer ministro Justin Trudeau de Canadá y la primera ministra Theresa May del Reino Unido.

Según informó la Casa Blanca, el presidente personalmente explicó su decisión de retirar a  Estados Unidos del Acuerdo del Clima Parisiense. Agradeció a cuatro líderes sostener discusiones francas, sustanciales sobre esta cuestión durante sus primeros meses en el poder. También tranquilizó a los líderes, para que conocieran que  su país  permanece comprometido en la alianza Transatlántica y en esfuerzos robustos de proteger el medio ambiente.

En su conversación ratificó la posición de Estados Unidos encaminada en reducir emisiones y conducir el desarrollo de la tecnología de la energía limpia.  Planteó que bajo su  Administración, será el país más limpio y el más ambientalmente amistoso en la Tierra.

Los líderes todos consintieron en seguir el diálogo y reforzar la cooperación en cuestiones ambientales y otras adelantamiento.

La Habana, 4 de junio 2017


No hay comentarios:

Publicar un comentario